Toalla deshilachada

¿Cuantas veces has tenido que deshacerte de una toalla porque, aun estando todavía bien, se ha empezado a deshilachar por los bordes y queda muy fea? No vuelvas a hacerlo. En muchas mercerías encontrarás bandas, cintas o incluso bordados que podrás coser por esos laterales que se hayan deshilachado. Elige los colores y dibujos más adecuados y volverás a tener una toalla completamente nueva.

Toallas que sueltan pelusa

En ocasiones, las toallas suelen soltar pelusa cuando son nuevas. Por eso, antes de estrenarlas, conviene dejarlas en remojo de agua fría con un puñado de sal y un chorrito de vinagre durante al menos un par de horas. Y es mejor que las laves sin utilizar suavizante durante los tres primeros lavados para que empapen más.