Archivo de la etiqueta: Rasguños

Sin tirones

A todos los niños les encanta que les pongas una tirita ante el más pequeño rasguño, pero luego viene el suplicio del tirón para quitárselas. La solución es sencilla: cúbrela con un poco de aceite. Al cabo de un ratito, la tirita saldrá sola.