Lijar

¿Cuántas veces te has dejado las uñas entre el polvillo de la madera cuando has tenido que lijar? Un truco sencillo y muy práctico para evitarlo es el siguiente: envuelve la lija en un pedazo de corcho o de goma dura. Además de facilitar la tarea, la presión será más homogénea

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.