Cura sus golpes

abril 27, 2019 0 Por Goldiva

Si tu hijo siempre llega a casa lleno de golpes y moratones con sus juegos de verano, procura tener a mano una solución a base de árnica. Para prepararla, mezcla en una taza una cucharada sopera de tintura de árnica con cinco de agua. Empapa un trozo de gasa y colócala sobre la contusión o herida. Sujétala suavemente con un vendaje y repite la operación varias veces. Te maravillarás de lo rápido que llega a curar.