Archivo por días: abril 3, 2019

Enfermedades reumáticas

Por su contenido en silicio, las cápsulas de cola de caballo que puedes encontrar combinadas con colágeno, mejoran el tratamiento de las enfermedades reumáticas -osteoporosis, artrosis, etc.- al mismo tiempo que aceleran la curación de traumatismos y lesiones del aparato locomotor.

Calambres musculares

Multiplicar por cinco el aporte en magnesio del arroz blanco es motivo más que suficiente para que si sufres calambres musculares en las piernas, te decantes por el integral. Para aumentar el contenido en este mineral que ayuda a relajar los músculos, añádele unas pasas o unos piñones.

Espárragos

Ni hervidos, ni en conserva. Si lo que quieres es aprovechar la acción diurética y depurativa de los espárragos, cocínalos a la plancha o al vapor. Ya sea como entrante o guarnición, este vegetal ayuda a combatir con eficacia el exceso de volumen, debido a su alto contenido en potasio.

Pepitas de sandía

Retirar las pepitas de sandía ya no te parecerá un incordio. Trituradas y, tomadas en forma de cocimiento, a razón de 50 g por litro de agua, ayudan a prolongar la salud de la próstata.

Circulación sanguínea y varices

Para mejorar tu circulación sanguínea y evitar las varices toma un baño de agua no muy caliente a la que añadas una taza de bicarbonato y otra de sal marina. Procura no darte más de dos baños a la semana. Además este método tiene también la ventaja de ejercer efectos rejuvenecedores para tu piel.

Trastornos intestinales

Si padeces pequeños trastornos intestinales, toma varias veces al día una cucharadita de miel disuelta en agua. Regulará el funcionamiento intestinal.

Sudoración excesiva

A veces hacer deporte puede producir una sudoración excesiva y podemos llegar a sentirnos un tanto deshidratados. Recupera las fuerzas de una manera sana y natural preparándote la siguiente bebida: mezcla un litro de agua y el zumo de un limón y añade una cucharadita de azúcar y otra de bicarbonato.

Catarro

Para que desaparezca ese catarro que has cogido, pon a hervir durante un ratito un poco de agua, una hoja de eucalipto y una piel de limón o de naranja. Cuélalo, endúlzalo con miel y tómalo por las mañanas.

Dormir a pierna suelta

Machaca unas cuantas flores secas de mejorana, mézclalas muy bien con un poco de miel o de confitura (así sabrá mejor y tendrá un gusto distinto según la fruta que utilices) y toma una cucharada sopera por las noches, justo antes de acostarte. Es un remedio infalible para dormir a pierna suelta.

Picaduras

Muchas personas, cuando llega el verano, tienen este problema: parece que todas las picaduras (abejas, mosquitos, etc.) son para ellas. Lo primero que hay que evitar es rascarse. Pero, además, aplícate una pasta hecha a base de bicarbonato y agua. Aliviará el picor y la hinchazón desaparecerá.