Talones resecos

Si el verano te ha resecado en exceso los talones de los pies, prueba a ablandarlos frotando cada día sobe ellos el interior de una piel de plátano y dejando que actúe el aceite que suelta durante un buen rato (puedes masajear para acelerar la absorción). Luego, aclara bien y seca. Este truco puedes utilizarlo también en la zona de los codos y de las rodillas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *