Poros dilatados

Para que los poros dilatados de la piel de tu rostro se contraigan y reduzcan, utiliza una vez por semana esta mascarilla: mezcla una yema de huevo fresca, una cucharada de aceite de oliva y un sobrecito de levadura para repostería. Extiende la mezcla por la piel del rostro y deja que actúe durante 15 minutos. Para retirarla, hazlo con una esponjita suave y agua tibia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.