Recoger los pelos del gato de la tapicería

¡Qué bonita es nuestra mascota con ese largo y brillante pelaje! Pero… ¡qué martirio recoger después todos los pelos que va dejando por la tapicería! La solución: humedece una esponja en alcohol y frota los sillones con ella. Los pelos quedarán pegados y saldrán con mucha facilidad. Eso sí, procura comprobar antes que el alcohol no se come el color de la tela.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.